martes, 2 de enero de 2018

Antología de Mariano José de Larra

¡Feliz Año Nuevo! Pensaba hacer una reseña sobre los propósitos para el 2018, aprovechando que acabamos de entrar en él, pero me he percatado de que tengo unas cuantas entradas pendientes, y teniendo en cuenta que sólo puedo hacer dos actualizaciones mensuales, mejor ir publicándolas. Además, ¡qué mejor manera que empezar el año que hablando de libros!
.
Título: Antología
Portada de la Antología de Larra
Autor: Mariano J. de Larra
Editorial: Editora Nacional
Año: 1977
Páginas: 320
Género: periodismo, costumbrismo

Sinopsis:
Hay tradición de los inquisidores Suárez de Deza y Torquemada, de los Fernandos VII y Calomardes que en la historia son y han sido, de la persecución de intelectuales y exilio de los mismos, del cierre de Universidades, censuras y expedientes académicos, de los fusilados en las tapias de los cementerios.
Y está la otra tradición. La de los irmandiños agermanados y comuneros, la de los heterodoxos denunciados por Menéndez Pelayo, la de los Riego y Porlier, Pi y Margall y Salmerón, Pablo Iglesias y José Díaz, de Fermín Galán, la de muchos de los intelectuales y políticos de la segunda República.
En esta tradición se sitúa Larra. En esta tradición se sitúan hoy una buena parte de las nuevas generaciones de las fuerzas del trabajo y de la cultura. No, no es difícil reconocer en el ayer denunciado por “Fígaro” el rostro de los “agnósticos” y “ultramontanos” de hoy.
El prólogo y selección de textos de la Antología de Larra que presentamos es obra de Armando López Salinas, finalista del premio “Nadal”, premio “Ruedo Ibérico” autor de Año tras año, La mina, Viaje al país gallego, Caminando por las Hurdes, Por el río abajo, etc.

Mi opinión:
Este texto del que os voy a hablar es una recopilación de artículos que Larra escribió para diversos periódicos en los que trabajó a lo largo de su (corta) vida (se suicidó muy joven). He de advertiros de que tal vez sea un libro un poco pesado de leer de golpe, pero para ir escogiendo artículos de vez en cuando está muy bien.
Larra describe la situación política, económica y social que atraviesa España. Le tocó vivir un momento complicado, que le hizo desilusionarse ante la hipocresía a la que tenía que enfrentarse día tras día.
Lo más curioso es que, siendo que Larra desarrolló su labor durante el siglo XIX, muchas de sus palabras se pueden aplicar a la España de hoy en día. Por ejemplo el artículo de En este país, donde Larra expone como nosotros, los españoles, criticamos a nuestro país por todo y no intentamos solucionar nada, simplemente nos quejamos. Sin embargo, cuando los extranjeros hablan más de nosotros, nos duele y nos rebelamos. No hemos cambiado tanto.
Hay que destacar el carácter irónico y sarcástico de que el autor hace gala en sus artículos. Esto te hace esbozar una sonrisa amarga a veces, y asientes con complicidad, pensando “y que lo digas, ahora sucede exactamente lo mismo”.  Llama muchísimo la atención la inmensa cultura y la increíble capacidad de crítica que demuestra el autor, sobre todo teniendo en cuenta que no llegó a los treinta. Muchos de nosotros no seríamos capaces de realizar un análisis así ni en un millón de años.
La parte mala es que, en algún artículo, Larra se enreda con nombres y datos históricos, lo que detiene mucho el ritmo de la narración, y, en ciertas ocasiones, llega a aburrir. Sobre todo si os pasa como a mí y la historia no es vuestra materia favorita. En algunos escritos me daba cuenta de que estaba leyendo sin enterarme de nada…
Sin embargo, a todos aquellos que os guste la historia os lo recomiendo, pues ofrece una visión muy crítica de esta época. A los que no os interese demasiado, algunos de los artículos son amenos, nos ofrecen una pintura de esos años y, además, nos permiten entender la personalidad de Larra, siempre marcada por el inconformismo y, de alguna manera, la desesperación de ver cómo su país se hundía por la ineptitud de los políticos y la hipocresía. Este sufrimiento, el desasosiego (muy patente en el artículo Día de los difuntos de 1836 “Fígaro” en el cementerio)  junto con el mal de amores, le llevó a perder la esperanza y a acabar con su vida tan joven.
Resumiendo, os recomiendo leer poco a poco los artículos, no todos de golpe, pero sí de vez en cuando, así no os cansaréis.
Espero que hayáis empezado bien el año y que el 2018 os traiga todo aquello que le hayáis pedido. Yo no soy de pedir deseos ni cosas de esas, soy de las que confía en las capacidades de cada uno más que en los “milagros”, así que seguiré trabajando en mis proyectos hasta terminarlos, con toda la ilusión que me quepa en el cuerpo y toda la fuerza que tenga en la mente. Nos veremos por aquí, pues yo aquí sigo, y aquí os espero. Gracias.

Citas:
“Todos tenemos miedo: los cobardes a todo; los valientes a parecer cobardes”.
“¿No renuncias a tus derechos en el acto de no reclamarlos? ¿No lo autorizas todo sufriéndolo todo?”
“Quise refugiarme en mi propio corazón, lleno no ha mucho de vida, de ilusiones, de deseos.

¡Santo cielo! También otro cementerio. Mi corazón no es más que otro sepulcro. ¿Qué dice? Leamos. ¿Quién ha muerto en él? ¡Espantoso letrero! ‘¡Aquí yace la esperanza!’.”

14 comentarios:

  1. ¡Holaa! No conocía este libro, pero me parecen interesantes los temas que trata. La verdad me terminé de convencer por las frases. Espero que te vaya bien en todo este año nuevo, ¡nos leemos❤!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola! Tiene mucha razón en muchas cosas que dice. ¡Un saludo! :)

      Eliminar
  2. ¡Hola! ^^
    Voy a dejarlo pasar, porque no es el tipo de libro que suelo leer. Si las antologías de relatos ya me cuestan, esta que se compone de artículos seguramente se me haría muy pesada. Y tampoco me interesan los temas que trata.

    Besos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola! Te entiendo, es un poco pesado de leer. Un saludo :)

      Eliminar
  3. Me asusta lo que comentas que puede llegar a aburrir realmente me parece que no es mi tipo de libro, espero que también hayas empezado bien el año.

    Un beso =)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola! Gracias por comentar, ¡un saludo! :)

      Eliminar
  4. ¡Hola!
    ¡Feliz año nuevo! La gente es que es muy bruta y nos gusta leernos las cosas del tirón, aunque sean tochachos de artículos antiguos xD Creo que no es tan sorprendente su madurez dada la época en que nació y vivió, la gente de hoy en día tiene la vida muy cómoda y fácil y no se esfuerza ni en pensar -me incluyo, claro-. Creo que podría tener las mismas sonrisillas cómplices que tú leyendo esta obra pero realmente no me gusta la historia así que veo difícil que termine leyendo esta antología.
    ¡Besitos sonámbulos! ★🌙

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola! Mejor si te animas a leer alguno, no todos, que se hace muy pesado. ¡Un saludo! :)

      Eliminar
  5. ¡Hola! No creo que esta sea una lectura que llegue a disfrutar así que no me la apuntaré. ¡Feliz año!
    Saludos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola! Gracias por comentar, ¡un saludo! :)

      Eliminar
  6. Hola
    Feliz 2018!
    Me gusto mucho la reseña, no se si es un libro que leería pero no lo descarto.
    Besos
    Nos leemos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola! Me alegro de que te guste. ¡Un saludo! :)

      Eliminar
  7. Holaaaa!
    Con esta lectura si que no me animo, vamos que ni dudo siquiera...jejeje
    Un beso

    ResponderEliminar